• +56982716287
  • info@tuamigofiel.cl

FINALES FELICES: “El cariño que te entrega un perro adoptado es impagable”

FINALES FELICES: “El cariño que te entrega un perro adoptado es impagable”

 Nunca fue un plan adoptar, sin embargo, los caminos de su familia y “Emilio”, uno de los 560 perritos que nuestro Refugio acoge se cruzaron para siempre.

Para Romina Becerra era un día normal de trabajo, iba acompañada de su hijo Vicente, quien la desvió de su trayecto al percatarse de la presencia de perritos en la Jornada de Adopción que desarrolla el Refugio Tu Amigo Fiel en Parque Bicentenario. Ante la insistencia de su hijo, Romina le prometió que volverían una vez que terminara su jornada laboral.

De regreso, Vicente se entusiasmó con un cachorro bastante especial, algo retraído pero cariñoso, inmediatamente lo bautizó con el nombre de Emilio, en ese entonces, tenía aproximadamente 3 meses de edad.

El día de la adopción.

“Cuando volvimos de la Jornada de Adopción, a Emilio lo trajimos en una mochila pequeña , esas que sirven para llevar juguetes, fue toda una hazaña traerlo con nosotros.Desde ese día se ha transformado en otro niño más de la casa, con Vicente son bastante confidentes, es increíble el cambio que ha tenido desde que llegó a nuestro hogar”.

Romina nos relata que cuando adoptaron a Emilio, éste era un perro muy miedoso, “al llegar a nuestra casa, se asustó mucho, sin embargo, nosotros sabíamos que el Refugio Tu Amigo Fiel acogía a perros maltratados, por ende comprendíamos que Emilio venía con algún grado de vulnerabilidad”.

“Le costó mucho tiempo acostumbrarse a este nuevo entorno familiar lleno de amor y protección, en un principio echaba de menos el refugio, lloraba, rompía las cosas,pero luego con el tiempo se fue adaptando, transformándose en nuestro perro regalón, ahora está gigante y feliz”.

“El cariño que te entrega un perro adoptado es impagable, día a día te demuestran su cariño. Por lo demás, creo que la experiencia de adoptar cambia por completo la visión y percepción de la familia que ha tenido animales o ha sufrido una pérdida. Antes habíamos tenido un perrito llamado Mimo, se encontraba viejito y lo envenenaron, luego de la llegada de Emilio, entendimos que este nuevo integrante vino a sanar la tristeza de una partida tan significativa”.

Emilio posando ante la cámara.

Hoy en día, Emilio lo es todo en nuestro núcleo familiar, llegó al poco tiempo que nos mudamos a nuestra nueva casa, fue justo antes de su llegada que mi hijo nos advirtió a mi esposo y a mí:  “ustedes me dijieron que por ahora no podían darme un hermanito, así que quiero un perro”, me pedía un hermanito o un perrito.

En este país donde hay tantos perros abandonados y el promedio de compra de animales es alto, donde la gente prefiere un perro de raza para obtener estatus, ojalá se pusiera de moda adoptar perros en situación de calle.

Desde nuestra maravillosa experiencia queremos dejarlos invitados a que participen de las jornadas de adopción, es importante que la gente deje de pensar que un animal es un objeto que se compra o deshecha.

¡Hay que poner de moda la adopción de mascotas! “Seamos generosos y entreguemos un espacio en nuestros hogares y corazones a perritos que tanto lo necesitan, créanme que el amor que recibirán a cambio es incomparable”.

4m1g0f13l